Careers / Career Advice / Networking, Applying, and Interviewing / Los tecnólogos brillantes también deben tener pensamiento crítico

Los tecnólogos brillantes también deben tener pensamiento crítico


En el mundo hiperconectado de hoy, acceder a la información con tan solo presionar un botón es más fácil que nunca. Pero, ¿con qué frecuencia nos detenemos a pensar en cómo procesamos esa información? Ya sea que lo hayamos analizado objetivamente o desde múltiples perspectivas. O, ¿hasta qué punto nuestra propia parcialidad ha influido en nuestra manera de pensar?

¿Cuándo fue la última vez que se cuestionó algo que encontró en Internet? ¿Cuándo fue la última que se preguntó cuán confiable puede ser una fuente? ¿O la exactitud de la información?

Estas habilidades (la capacidad de pensar en forma crítica) son fundamentales para formar argumentos fundamentados que sean lógicos y bien elaborados. 

El pensamiento crítico es una actitud que implica cuestionar ideas y conclusiones, lo cual significa que uno analiza la información sin simplemente aceptarla. Y, como tecnólogo, es un tipo de habilidad al que le debe dar prioridad.

¿Qué es el pensamiento crítico?

Básicamente, el pensamiento crítico se podría describir como una actitud que formula las preguntas:

  1. ¿Cómo sabe esto?
  2. ¿Está seguro?
  3. Bien, ¿pero hay otras respuestas, soluciones o posibilidades que no ha considerado aún?

Las personas que piensan críticamente son aquellas que:

  • Observan
  • Interpretan
  • Analizan
  • Infieren
  • Evalúan
  • Comunican ideas

Para decirlo de otro modo, el pensamiento crítico es un proceso de pensamiento deliberativo que consiste en:

  1. Suspender el juicio propio
  2. Considerar diferentes puntos de vista
  3. Examinar las implicaciones o consecuencias
  4. Implementar la razón, la lógica y la evidencia para resolver problemas
  5. Y reevaluar una idea o punto de vista si surge nueva información

En pocas palabras, el pensamiento crítico implica ver el panorama completo. Suponiendo que usted está pensando en iniciar o acelerar una carrera en tecnología, deberá desarrollar su capacidad para resolver problemas.  

Pensamiento crítico para resolver problemas

De una forma u otra, resolver problemas es algo que hacemos prácticamente a diario. Desde descubrir el mejor camino al trabajo, hasta encontrar una solución a una situación extremadamente compleja con clientes importantes o tomar una decisión sobre la dirección que debe tomar su carrera, identificar la mejor manera de resolver un problema o una situación depende de identificar la mayor cantidad posible de opciones en base a la información disponible.

Y llegar a la elección correcta depende del desarrollo y la implementación de las capacidades analíticas adecuadas.

¿Qué constituye una buena elección?

Comience por determinar lo que no constituye una buena elección o decisión. Una mala decisión podría definirse como una elección que se realiza sin entender todo lo que se debe saber sobre las ventajas y desventajas de cada opción, incluso si se han tenido en cuenta todas las opciones reales. En resumidas cuentas, es cuando no sabe si su información es precisa.

Una buena elección se basa en información abundante y de buena calidad. Se basa en un análisis metódico de la información disponible. Y en un razonamiento acertado. Las decisiones más sensatas nunca se basan en la suerte. Son el producto de asumir riesgos estando bien informado, utilizando toda la información disponible y siendo conscientes de lo que se desconoce, para tomar una decisión en base a este conocimiento.

Las buenas decisiones se basan el pensamiento crítico.

3 pasos para practicar el pensamiento crítico

Paso 1: Dedique cinco minutos a realizar una búsqueda en la web sobre un tema de su elección. No importa el tema, puede ser cualquier cosa, como por ejemplo, cómo escribir un currículum de primera clase; consejos de estudio de CCNA; o qué implica ser ágil.

Paso 2: Ahora analice los resultados de su búsqueda. Formúlese algunas preguntas clave.

  • ¿Qué resultados provienen de fuentes confiables?

  • ¿Cuáles responden mejor a su pregunta?

  • ¿Quién es el autor? ¿Qué parcialidad podría tener el autor?

  • ¿Debe obtener toda la información de una única fuente?

  • ¿Ha buscado en varias fuentes?

  • ¿La información se presenta de manera correcta o incorrecta?

Paso 3: Luego, analice los sitios que haya encontrado. ¿Cuáles recomendaría a un amigo? Intente clasificar 10 resultados en base a qué adecuadamente responden a su búsqueda. ¿Su clasificación coincide con la forma en que Google presenta los resultados?

Inclusive puede llevar esto más allá y adoptar esta técnica en su rutina diaria. Es una gran idea incorporar el pensamiento crítico en las actividades básicas de toma de decisiones. Comience, de manera simple, analizando su mejor camino al trabajo o la clase, la mejor opción de desayuno basada en sus necesidades o limitaciones.

Aplique un pensamiento crítico a las actividades diarias y descubrirá que, naturalmente, se volverá más analítico. Y más objetivo en su análisis.